• Esta disciplina es cada vez más importante para garantizar un futuro sostenible y menos desigual, sostuvo el rector Leonardo Lomelí Vanegas
  • Esperamos que sean un impulso a las carreras de los jóvenes arquitectos y un ejemplo para las futuras generaciones, dijo Gina Zabludovsky Kuper
  • El próximo año la Facultad de Arquitectura celebrará el centenario del nacimiento de Abraham Zabludovsky con una exposición, anunció Juan Ignacio del Cueto Ruiz-Funes
    El rector de la UNAM, Leonardo Lomelí Vanegas, presidió la entrega de los Premios Abraham Zabludovsky y Alinka Kuper a las mejores tesis de Arquitectura 2022, ejemplos también de la formación ética y profesional de las y los jóvenes arquitectos y de que poseen una base sólida para promover el desarrollo tecnológico y el bienestar colectivo.

Además, destacó el rector que la arquitectura es cada vez más importante para garantizar espacios más incluyentes y un futuro sostenible y menos desigual.

Acompañado por la doctora Gina Zabludovsky Kuper, integrante de la Junta de Gobierno de la UNAM y representante de la familia Zabludovsky Kuper, señaló que para la Universidad es esencial reconocer el trabajo, compromiso y creatividad de sus egresados y egresadas.

“Estoy seguro de que sabrán proyectar sus novedosas ideas con carácter y entusiasmo, haciendo honor a una tradición más que bicentenaria”, afirmó Lomelí Vanegas.

También expuso que estos premios representan la continuación de un deber asumido por la UNAM en 2003, cuando Alinka Kuper —destacada promotora cultural y compañera de vida de Abraham Zabludovsky— donó la colección de planos, croquis y fotografías del arquitecto Zabludovsky, persona extraordinaria y uno de los profesionales universitarios más influyentes, cuya obra transformó la historia de la disciplina dentro y fuera de nuestro país.

Desde entonces, prosiguió el rector, esta casa de estudios se ha esforzado en mantener vivo su legado, resguardando y preservando este tesoro de inestimable valor, y que es fuente de inspiración para estudiantes y profesionales de la Facultad de Arquitectura.

El Premio Abraham Zabludovsky, establecido en 2002, destaca las tesis que conjugan la excelencia académica y una integración de valores en el proyecto arquitectónico. En tanto que el Alinka Kuper, creado en 2018, reconoce las tesis de proyectos arquitectónicos que sobresalen por su compromiso social y reflejan el espíritu de servicio y una visión para mejorar las comunidades mediante la arquitectura.

En el Teatro Estefanía Chávez Barragán de la Facultad de Arquitectura (FA), Lomelí Vanegas agradeció a la familia Zabludovsky Kuper su invaluable apoyo y compromiso continuo con la educación superior y con la arquitectura que prioriza la calidad de vida y el bienestar comunitario.

En tanto, Gina Zabludovsky agradeció a la FA y al jurado del premio por su trabajo en torno a estos galardones.

“Nos emociona que estas distinciones se den al final del ciclo de los estudiantes y con un trabajo que seguramente será el inicio de su carrera. Esperamos -como era el deseo de mi madre- que los reconocimientos puedan ser un impulso a sus trayectorias y un ejemplo para las generaciones que les siguen”, expresó.

Además, explicó, las distinciones son congruentes con el mayor compromiso de la UNAM: sus jóvenes, y en especial, con los que muestran un desarrollo destacado desde temprano.

También manifestó que a su padre le hubiera dado mucho gusto conocer la dinámica por la que se otorga el premio que lleva su nombre; y resaltó que el galardón con el nombre de su madre es muy pertinente y refuerza el compromiso de la UNAM por dar respuesta a los problemas nacionales y apoyar a los grupos vulnerables.

El presidente del jurado, Felipe Leal Fernández, dio a conocer los ganadores. El Premio Abraham Zabludovsky se entregó a la tesis: “Casa del Agave. Los procedimientos constructivos tradicionales en la actualidad. Caso de estudio: Xaagá, San Pablo Villa de Mitla, Oaxaca” presentada por Luz María García Lira, Bruno Jiménez Rodríguez y Sergio Eduardo Valverde Nava.

En tanto, el Premio Alinka Kuper se otorgó al proyecto “Desarrollo rural sostenible en San Felipe Otlaltepec, Puebla, México”, de Ernesto Uriel Gómez Chávez y David Aguilar Hernández.

Además, se entregó una Mención de Honor a la tesis “El Remanente: Revitalización Urbana Cuemanco, de la Ciudad de México”, desarrollada por Daniela Fernanda Gómez Cortés, Marco Hwang y Samuel Lozano Sandoval.

En su oportunidad, el director de la FA, Juan Ignacio del Cueto Ruiz-Funes, precisó que debido a la pandemia se retrasó la entrega de estas distinciones.

En 2024, adelantó, la Facultad celebrará el centenario del nacimiento de Abraham Zabludovsky, por lo que instalará una exposición en su honor, desde abril hasta el mes de junio. El 14 de junio, día del centenario del destacado arquitecto, se entregará el premio correspondiente al 2023.

Al hacer uso de la palabra, Enrique Gándara Cabada, coordinador de los premios, detalló que en 2022 se titularon 690 alumnos de la Facultad, 604 fueron de la Licenciatura de Arquitectura, 388 lo hicieron por la modalidad de tesis y de ellas, 56 obtuvieron Mención Honorífica y 116 diplomas al Mérito. De ese universo se eligieron 20 tesis para participar por el Premio Abraham Zabludovsky y 14 para el Alinka Kuper. Hubo cinco tesis finalistas para la primera distinción, y tres para la segunda.

Artículo recuperado de: https://www.dgcs.unam.mx/boletin/bdboletin/2023_945.html

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *